El turismo valenciano se reactiva por Semana Santa

Los niveles de ocupación hotelera vuelven a niveles previos a la pandemia

Guardar

Playa de Cullera
Playa de Cullera

La Comunitat Valenciana encaraba esta Semana Santa con grandes expectativas como impulso definitivo a una reactivación económica muy esperada en el sector turístico. Y todo apunta a que así va a ser. Tras dos años de pandemia, todos los indicadores invitan al optimismo y reflejan cifras similares a estas mismas fechas de 2019, la última campaña previa a la Covid-19.

Así, los hoteles del litoral de la Comunitat Valenciana parten con una ocupación superior al 80% y se espera que este porcentaje aumente con las cada vez más habituales reservas de última hora. Entre los destinos más solicitados del litoral destaca Benidorm con una previsión de ocupación del 90%, la ciudad de València, con una ocupación media del 87,25%, o Cullera, que llegará al 80%. Por lo que respecta al interior, la previsión de ocupación hotelera ronda el 75%, mientras que en la provincia de Castelló se roza el lleno, con unas expectativas superiores al 92%.

Estas cifras son fruto del resultado del sondeo que ha elaborado Turisme Comunitat Valenciana a una muestra de hoteles de todas las categorías para comprobar la ocupación hotelera real para las noches del 14,15,16 y 17 de abril. El secretario autonómico de Turismo, Francesc Colomer, afirma que son “cifras muy similares a 2019” y destaca que con ellas “se confirma la senda de reactivación turística iniciada este 2022”.

Vista aérea del Rincón de Ademuz
Vista aérea del Rincón de Ademuz

El Bono Viaje, factor clave

Estos buenos resultados están motivados por la recuperación del mercado internacional en la Comunitat Valenciana, que ya muestra su dinamismo y registra solo en los dos primeros meses del año cerca de 675.000 turistas extranjeros; así como por el impacto del Bono Viaje que acumula, solo para estos días de Semana Santa, cerca de 4.130 reservas que sumarán 50.000 pernoctaciones adicionales de turismo local.

Por provincias, en Alicante se han realizado un total de 2.676 reservas, en Castelló 993 y en València 461. Los destinos más solicitados en las reservas realizadas a través del Bono Viaje para esta Semana Santa son Benidorm, Calp, Peñíscola, Altea, València, Elx, Dénia, Morella, Finestrat y Alicante.

Los pisos turísticos aumentan las reservas

En el caso de las viviendas turísticas, también están viendo aumentadas las reservas durante estos días, llegando a una ocupación del 90% y recuperando, así, los niveles de 2019, según los datos de la Asociación de Apartamentos Turísticos (APTUR).

En concreto, las reservas para esta semana en los pisos turísticos valencianos oscilan entre el 85% de las plazas del interior y el litoral de la provincia de Castelló y el 95% de los alojamientos de la ciudad de València y la Costa Blanca de Alicante.

De acuerdo a las cifras de la plataforma, el territorio valenciano recupera también el turismo internacional, aunque con niveles un 10% inferiores a los de la Semana Santa de 2019, al igual que en otros destinos competidores como Canarias, Catalunya, Baleares o Andalucía.

Playa de Gandia
Playa de Gandia

Las reservas en restaurantes también crecen

El sector de la restauración también afronta con optimismo estos días festivos. Según un informe de la aplicación The Fork, las reservas online para estos días en restaurantes han aumentado un 56% en la Comunitat Valenciana en comparación con 2019. Con respecto al 2021, estas reservas se han incrementado un 154%.

Según la aplicación, el Viernes Santo se perfila como el favorito de los valencianos y visitantes para ir de restaurantes, preferiblemente para comer y en terraza, con un 30% de las reservas. En general, los establecimientos de comida mediterránea y en horario de mediodía son los más solicitados por los comensales, que gastarán de media unos 31 euros por persona en cada comida o cena.

Por zonas, Altea encabeza la lista con un aumento del 594% respecto a 2021 y del 392% frente a 2019, seguida de Alicante (253% más respecto a 2021 y 109% más respecto a 2019) y València (145% más respecto a 2021 y 16% más respecto a 2019).

Sin embargo, según la Coordinadora de Hostelería de los Barrios de València, el sector de la capital valenciana prevé facturar un 36,5% menos que en el mismo período de 2019 debido a que son más los valencianos que se desplazan a otros destinos que los turistas que llegan a la ciudad, la preocupación de las pymes por el actual contexto derivado del conflicto de Ucrania y sus consecuencias económicas o que todavía no hay un final definitivo para la crisis de la Covid-19.

Sea como sea, y atendiendo a las buenas previsiones metereológicas, a partir del viernes todo apunta a que el sector vivirá un impulso que puede ser esencial para encarar una completa recuperación de cara a los meses de verano.