Los usuarios de Renfe ya pueden adquirir el abono gratuito

Este abono 100% gratuito estará disponible a partir de hoy y se podrá usar desde el 1 de septiembre

Guardar

Un usuario de Renfe comprando un billete de tren
Un usuario de Renfe comprando un billete de tren

A partir de este miércoles 24 de agosto, todos los usuarios recurrentes de Cercanías, Media Distancia y Avant podrán obtener el abono gratuito aprobado por el Gobierno para evitar al máximo las consecuencias económicas de la guerra de Ucrania y la subida de precios en la energía y alimentos.

Así, los viajeros diarios de Cercanías y Media Distancia podrán adquirir este abono a partir de este miércoles, con el que podrán viajar en estos trenes desde el 1 de septiembre hasta el 31 de diciembre.

Cómo obtener el abono gratuito e ilimitado

Para obtener el abono, el usuario debe descargarse la app “Renfe Cercanías” y registrarse. Después, debe seleccionar el núcleo de cercanías (Cercanías València, en este caso), ir a “Comprar billetes” y en la tarifa escoger “Nuevo abono/Abono gratuito para viajero frecuente”.

El usuario tendrá que poner una fianza de 10€ en caso de cercanías y 20€ en caso de Media Distancia, aunque puede haber descuento de familia numerosa. El billete, junto al código QR y un número compuesto por siete dígitos, se guardará automáticamente en la “wallet” de Renfe, en el apartado “mis billetes”.

Renfe ha recordado que, para que el billete funcione, se debe validar el código al llegar a la estación: se puede hacer directamente en los tornos, en las máquinas de autoventa y en las taquillas de las estaciones, o también con la ayuda del personal de la estación. Para hacerlo, se debe introducir en las máquinas el código de siete dígitos o el código QR generando en la app para obtener el abono físico. En caso de tener la tarjeta Renfe & Tú, existe la opción de dirigirte a tus puntos de compra habituales y cargar en ella el nuevo abono.

Si tu núcleo no está integrado en la aplicación, puedes adquirir el billete en las máquinas de autoventa y en las taquillas de la estación. El usuario debe conservar el Código QR o abono físico para realizarle el reembolso de la fianza al finalizar los cuatro meses de vigencia.

Renfe ha aconsejado hacer el pago de la fianza a través de tarjeta bancaria para hacer el reembolso automáticamente a esa tarjeta cuando el abono ya no sea válido, pero, en caso de hacerlo en metálico, el usuario deberá solicitar el dinero en las taquillas, oficinas de atención al cliente o en cualquier otro servicio habilitado. Para recibir el reembolso, el usuario debe haber hecho como mínimo 16 viajes, es decir, cuatro por mes. En caso de no cumplir con el número mínimo de viajes, no se devolverá el dinero.

Mientras este abono esté vigente, los otros abonos habituales quedarán suspendidos, por lo que solo estará disponible el viaje de ida o ida y vuelta y el del abono gratuito. La obtención del abono se debe realizar por cada núcleo de Cercanías, es decir, si el usuario de normal usa el de València, debe comprarlo en esta región.

Archivado en:

Destacados