Aitana Mas: "Hay gente joven preparada que puede estar en cargos de responsabilidad en un gobierno o en una empresa privada"

La Vicepresidenta de la Generalitat Valenciana avanza las líneas estratégicas de la recta final de legislatura y hace balance de su trayectoria en el mundo de la política

Guardar

https://youtu.be/iErKUphW-Us

Hace poco más de dos semanas desde que Aitana Mas es la nueva vicepresidenta del Botànic. Por sorpresa, a miles de kilómetros, con covid y obviamente en un proceso que ha sido dramático, así llega a un cargo de máxima responsabilidad pero con la valentía y la experiencia de una mujer comprometida con el pueblo valenciano. "soy mujer, joven, madre y del sur y no voy a renunciar a nada", sin duda una carta de presentación de la vicepresidenta que llega para consolidar el Botànic III.

Vicepresidenta de la Generalitat Valenciana, consellera de Igualdad y Políticas Inclusivas y portavoz del gobierno del Botánico, Aitana Mas, bienvenida. ¿Cómo va el aterrizaje al cargo?

Frenético, creo que no tengo otra palabra para describirlo pero el aprendizaje también es brutal. También soy consciente del momento en que he llegado, puesto que tan solo quedan 10 meses, pero intento hacerlo lo mejor posible intentando ser una "esponja" y empaparme de todos los asuntos de la Conselleria e intentando también normalizar las relaciones con los socios entre otros. Sé que es una tarea ingente, pero al mismo tiempo también es gratificante, no todo es malo.

Estuviste en el primer Botánic de hecho como Directora general de transparencia. ¿Qué diferencias ves entre ese primer Botánico y el segundo?

En el primer Botánic imperaba la ilusión del gobierno de coalición que llegaba para desterrar las políticas más oscuras del Partido Popular y esto se notaba en el ambiente. El Botánic II, cómo ya está consolidado, se ha encarado de otro modo, probablemente desde un momento de serenidad, de estar viendo los frutos de las políticas anteriores... Es cómo la consolidación de los proyectos. Son dos momentos muy diferentes pero también muy necesarios. El primero era cómo un momento de empujón, energía, de poner todas las políticas públicas posibles y esta es de consolidación.

He escuchado a muchos políticos que están en la parte de gestión que dicen que muchas veces, y en concreto en esta legislatura que ha estado en medio de una pandemia, en ocho años no se llega a consolidar un proyecto que nace y que a veces necesitas tres legislaturas. ¿Qué piensas?

Sí. Yo creo que también depende de gobierno y cómo se coge esa "herencia". Nosotros por ejemplo, en la Conselleria tenemos el plan "Convivint", que es un plan de infraestructuras en el que con los ayuntamientos construimos nuevas residencias, nuevos centros de mayores, centros de diversidad funcional... El plan es del 2021 al 2025 y ya forma parte de otra legislatura. Entonces hay proyectos más plurianuales que van más allá de un año y que se necesita más tiempo para implementarlos, cómo por ejemplo construir colegios y residencias de mayores, que no es una cosa que se haga en un día. Por lo tanto, si, hay políticas más inmediatas que tienen un efecto más inmediato en la ciudadanía y otras que requieren algo más de tiempos. Aunque también por las cargas administrativas de la propia administración, puesto que hacer un contrato en la administración quizás sea de 8 meses. Esos tiempos hay que entenderlos aunque no los compartimos, ni ciudadanía ni gobierno, pero lo intentamos hacer todo lo más rápido posible para que tenga impacto en la ciudadanía.

En este gobierno, las obras sociales no tienen una fecha en función de quien gobierna en un municipio, sino en función de las necesidades urgentes

El plan "Convivint" se está convirtiendo en un eje fundamental en centros sociales que quizás ciudades y pueblos no tenían. De todo el plan "Convivint", ¿qué se hará realidad en estos 10 meses?

Estos meses creo que empezarán a licitarse algunos proyectos de las obras que se harán desde cero. Lo que estamos haciendo ahora es que, dentro del plan "Convivint", hay reformas, aunque sean pequeñas como poner el aire acondi en un centro que no tenía, mejor accesibilidad en los edificios... Esto es lo que se está trabajando en los municipios que se incorporaron a este plan. Hemos intentado, igual que el plan "Edificant", priorizar. En este gobierno, las obras sociales no tienen una fecha en función de quien gobierna en un municipio, sino en función de las necesidades urgentes de las obras que se van a hacer y no hay ninguna posibilidad de meter un pueblo antes que otro. Hay una lista pública de todos los centros que se pondrán en marcha y a partir de aquí, con la colaboración de los ayuntamientos, se irán ejecutando todas. El dinero siempre están a disposición, y eso es lo que hacemos nosotros: dar el dinero para que los ayuntamientos puedan hacer las obras. A partir de aquí, hay diversidad de actuaciones en cada uno de los municipios. Ahora estamos centrados en los más pequeños, puesto que son los más rápidos.

Aitana Mas toma posesión como vicepresidenta del Consell
Aitana Mas toma posesión como vicepresidenta del Consejo

Este jueves te vi a las Cortes compareciente y hablaste de un tema muy sensible como es la dependencia. Venimos de una situación muy complicada, y tú también la sufriste en tu familia. ¿Cómo estaba la situación de la dependencia en aquel momento y cómo está ahora?

Yo lo comenté el otro día en las Cortes mi situación personal, que da una visión más fiel de la realidad. Mi abuelo Pepe murió con recortes debido a las políticas del Partido Popular. Él necesitaba cuidados intensivos debido a su situación, pasó de disponer de 320 € a 20 €. Con ese dinero nosotros no podíamos hacer nada. Fue una situación muy complicada de un rechazo absoluto. Mi abuela me decía: "no llego, necesito una mujer que sea capaz de moverlo y limpiarlo". En ese momento la administración no estaba de nuestro lado. Ahora tenemos una situación muy distinta, puesto que hemos multiplicado por tres las personas que están dentro del sistema y reciben una prestación cómo toca, no de 20 €. Hay un sistema que funciona. ¿Qué hay una lista de espera? Si, pero ahora misma es de un poco más de 12.000 personas y en 2015, cuando gobernaba el PP, era de 40.000. Hemos incorporardo por tres veces lo que ya había y encima estamos reduciendo las listas de espera, puesto que tiene que estar a cero porque nadie falto sin recibir esta prestación. Se han hecho esfuerzos ingentes para llegar hasta aquí.

¿Qué supone para ti llevar Dependencia con tu experiencia vivida?

Un punto de inflexión de formar parte de la situación vivida a formar parte de la solución o de intentar formar parte de la solución de la mejor manera posible. Siempre he dicho que estos temas son personas, y se deben de poner cara. Es lo difícil de gestionar, más que los números o temas de vivienda. Son situaciones de vulnerabilidad muy complicadas. También es cómo un reto que me marco como consellera.

Todos sabemos lo que cuesta una guardería, que no es poco tampoco, y lo que muchas veces se plantean muchas mujeres -y digo mujeres porque en la mayoría de los casos son mujeres, por desgracia, yo también creo que la corresponsabilidad en la cocrianza es importante- y es o le pago una guardería y me voy a trabajar o me quedo en casa

Este jueves también hiciste un gran anuncio: la gratuidad de las escuelas de 0 a 3 años para los niños. Estará antes del final de esta literatura,, ¿cómo va a ser este proceso?

Lo importante es lo que hemos conseguido hasta ahora, que es que todos los niños y niñas de 2 años tengan ya ese acceso gratuito a la escolarización o a las guarderías privadas; pero, también, ampliarlo de los 0 a los 2 y esto es lo que queremos que ocurra de cara al siguiente curso, al del 2023-2024. Para eso necesitamos de aquí hasta el final de legislatura poner todos los mecanismos posibles para poder conseguirlo, porque es importantísimo. Cuando hablamos de conciliación, cuando hablamos de igualdad de derechos también estamos hablando de estas políticas.

Yo recuerdo, al principio de "Xarxa Llibres" que mucha gente decía "es que hemos tenido un problema con noseque, no me han llegado los libros nosequantos, al final he tenido que pagar un 10 % de los libros,.." claro, pero, nadie estaba viendo la realidad. De pasar a pagar 300€ al mes de septiembre, -si tienes un hijo, si tienes dos, el doble- y ese tipo de cuestiones es importante que las miramos en perspectiva, en la perspectiva de la economía familiar. A las familias no solo se las ayuda bajando impuestos, es con este tipo de políticas también donde estás ayudando a la economía familiar. Y tú, cuando llegas a final de septiembre, tengas 300, 600 o 900 euros más en tu bolsillo para poder gastarlos en comer, en la luz, en el agua, o en aquello que consideres. Yo creo que son las medidas más importantes del Botànic, y en este caso todos sabemos lo que cuesta una guardería, que no es poco tampoco, y lo que muchas veces se plantean muchas mujeres -y digo mujeres porque en la mayoría de los casos son mujeres, por desgracia, yo también creo que la corresponsabilidad en la cocrianza es importante- y es o le pago una guarderia y me voy a trabajar o me quedo en casa. A veces, con algunos de los sueldos que tenemos ahora no te compensa ni siquiera ir a trabajar. Yo creo que esa es una cuestión importante y que este Gobierno tiene que acelerar al máximo.

El paro ahora misma a la Comunidad Valenciana no llega al 13 %, y era de más de un 24 % a 2015. En esta crisis, los gobiernos que hemos actuado desde la responsabilidad de estar junto a la gente, hemos garantizado, no con solo que no sufrieron tanto las consecuencias, sino que además, se mantuvieron los puestos de trabajo, y se crearon de más

Este año, en principio, se harán los últimos presupuestos de la legislatura. ¿Cómo piensas que tienen que ser estos últimos presupuestos, qué tienen que tener que dar respuesta a un 2023 que imaginamos que será todavía fuerte, por inflación y todo lo que estamos pasando?

Pues con este tipo de medidas que veníamos hablando. Al fin y al cabo, en un momento de inflación cómo el que estamos, estos presupuestos -yo no voy a hablar de medidas concretas porque esto es una cuestión que tenemos que valorar en el seno del Gobierno- tienen que ser todas ellas encaminadas a proteger, todavía más, a los valencianos y a las valencianas. Igual que lo hemos hecho con la crisis de la COVID-19, estar junto a las empresas, estar junto a los autónomos, estar junto a las familias. Y sobre todo, aligerarlas de la carga que supone esta inflación. A partir de ahí, tienen que ser unos presupuestos sociales, cómo los que han sido todos los anteriores, quiero decir, para intentar reducir esa lista de espera de la dependencia, porque al final, lo que estamos teniendo también es un incremento de las solicitudes porque cómo la gente ve que funciona y que tienes un apoyo de tu administración, pide esa ayuda. Y esto al igual con la Renta Valenciana de Inclusión, también con las ayudas a las familias monoparentales, a las familias numerosas, estamos hablando de ayudar al máximo a las familias y ayudar al máximo al sector económico valenciano, para garantizar un trabajo digno, salarios dignos, y para garantizar una entidad económica que no bajo. El otro día salió el dato del paro y ahora misma la Comunidad Valenciana no llega al 13 %, y era de más de un 24 % en 2015. En esta crisis, los gobiernos que hemos actuado desde la responsabilidad de estar junto a la gente, hemos garantizado, no con solo que no sufrieron tanto las consecuencias, sino que además, se mantuvieron los puestos de trabajo, y se crearon de más. Al final lo que quiere la gente es trabajar, la gente no quiere venir. Hay un concepto a veces en la sociedad de decir "tiene una ayuda y ya no quiere trabajar", yo no me lo creo. Yo creo que la gente quiere trabajar y quiere ser independiente y no depender de nadie más que de su trabajo, porque quiere tener una vida digna, y esto es lo que tenemos que intentar. Quienes, por cualquier razón, no puedan trabajar, estar a su lado y ayudarlos; y quien quiera trabajar que tenga un acceso o una proyección de inserción laboral, para que pueda ganarse la vida cómo quiere y cómo solicita. Yo creo que esas son las claves de un presupuesto de cara al 2023.

Leí una entrevista a Joan Baldoví, y dijo, no sé si la compartes, que el gobierno del Botánico, sobre todo la parte de Compromís, se ha centrado mucho en la gestión y quizás no habéis focalizado tanto en la política, porque obviamente primero había que rescatar a las personas. ¿No sé si lo compartes, y segundo cómo vais a visibilizar vuestra acción dentro del gobierno?

Yo lo comparto. Ha venido pasando muchos años, pero por lo que te decía antes. Cuando tú llegas a un gobierno, después de una etapa mucho oscura del Partido Popular, y ves tantas cosas mal, lo que quieres es intentar ordenarlas y limpiarlas. Esto hace que en Compromís nos hayamos arremangado las mangas y hemos dicho "manos a la obra, vamos a hacer". Al final, probablemente, nos hemos vendido a nivel político lo que estábamos haciendo. Que tampoco me parece mal, quiero decir, tenemos que estar centrados en la gestión, pero ahora con un proyecto consolidado como es el Botánic II, donde las políticas están dando sus frutos, también tenemos que poner en valor quien ha hecho estas políticas y porque las ha hecho. Yo creo que esto sí nos ha faltado, y es lo que tenemos que intentar visibilizar, complementar las dos cosas. Ni se trata de utilizar un cargo institucional para hacer propaganda del partido, creo que esto en Compromís no ha casado nunca, pero tampoco vamos a ser tan ilusos de hacer cosas y dejarnos la piel en la gestión y tampoco decir que lo hemos hecho nosotros, no?

Aitana lleva una carrera meteórica. Con 20 años entraste como regidora de tu pueblo, de Crevillent, y también creo que ha sido un acto muy simbólico y especial que cuando tomaste posesión de este cargo de la Generalitat, tu primera visita oficial fue Crevillente. ¿Cómo lo viviste esto?

Yo no he dejado, a excepción de los cuatro años que fui Directora General, yo no he dejado de vivir en Crevillent. Y cuando era diputada, volvía, iba y venía a Valencia, porque yo estoy muy cómoda en mi pueblo, me siento a gusto, me gusta hacer mi vida allí, y evidentemente creo que la noticia que fuera Vicepresidenta ha sido bienvenida en mi pueblo, da igual que fuera una persona de derechas que de izquierdas, y yo esto lo quería agradecer teniendo ese gesto mucho más que simbólico para mí, no lo hago por un simbolismo de cara a los medios, sino que realmente me lo creo. Nací en Crevillent políticamente, quiero decir, y para mí era importante conocer de primera mano los problemas de mi municipio en mi gestión, respecto a la Consellería, también en otros ámbitos, y ponerlos también en valor en el seno del gobierno del Botánico.

Ahora que llevas dos semanas, es muy pronto, pero ¿Cómo ves la salud del Botánic y si ves un Botánic III?

Yo sí que lo veo. Creo que la ciudadanía, a la hora de ir a votar, va a reconocer el trabajo que ha hecho el Botánic, y sobre todo pensando en una cuestión muy evidente, y esto lo hemos podido ver todos. El que entienda de política y el que no, y es hacer una comparativa de las crisis económicas que hemos vivido. La del 2008, cuando gobernaba el Partido Popular, y la de ahora. La del 2008 nos dijeron a todos que nos apretaramos el cinturón, que en la dependencia nos bajaban de 320 a 300, por ejemplo, que teníamos que ser austeros, que las administraciones tenían un peor servicio de sanidad, o un peor servicio educativo, y una crisis ahora misma provocada por la COVID-19 y ahora ya, no se sabe por qué provocada, pero con una desorganización mundial absoluta, estando junto a la ciudadanía. Se han hecho una respuesta totalmente contraria a la que hizo el Partido Popular ahora hace poco más de 12 años. Y esa ha sido la clave, yo creo que esto la gente lo sabrá reconocer, porque en un momento donde se han visto hasta aquí, su Gobierno ha estado a su lado, y no los han dicho "apañaos", y no solo apañaos. Yo creo que esto hará que la ciudadanía vuelvo a hacer que se reedite el Botánic, esta vez en una tercera edición.

Aitana Mas i Mónica Oltra, en l'acte de lliurament de cartera
Aitana Mas y Mónica Oltra, en el acto de entrega de cartera

A pesar de que la oposición, está celebrando que han tumbado a una vicepresidenta que obviamente es muy mediática cómo es Mónica Oltra.

Sí, a ver, ellos podrán celebrar lo que quieran, pero la partida todavía no ha acabado y yo creo que lo que también tiene que fijarse la ciudadanía es porque, para los grupos de la oposición, ha sido mucho más importante tumbar a Mónica Oltra de manera injusta que proponer medidas concretas porque todos los vecinos y vecinas valencianos y valencianas puedan salir de esta crisis. A los grupos de la oposición les ha importado mucho más desgastar en un gobierno que proponer medidas, que es su tarea como grupos políticos a Las Cortes Valencianas, para dar su alternativa a nuestro proyecto. Y su alternativa, ya nos han demostrado que es la bronca, que es el ruido, que es la confrontación y la polarización. Yo, al menos, en la parte que me toca, no voy a participar en esto. Soy una persona dialogante, una persona de consenso, que quiero intentar acercar posturas, sobre todo para que todo el mundo gane. Si los partidos de la oposición no van a estar en esto, tampoco me encontrarán.

A los grupos de la oposición les ha importado mucho más desgastar a un gobierno que proponer medidas, que es su tarea como grupos políticos a Las Cortes Valencianas para dar su alternativa a nuestro proyecto

¿Cómo has vivido todo esto? Estabas fuera cuando te comunicaron esta noticia, eres madre también hace muy poco, ¿ te imaginabas en algún momento que estarías en esta posición ahora mismo?

No, de ninguna de las maneras. Prueba de esto, lo he dicho en otras muchas ocasiones, era que yo estaba en Grecia. Quiero decir, yo me voy y pregunto en Compromís "estamos cómo estamos, me puedo ir?" porque yo tenía los billetes pagados y estas cosas desde hacía meses, yo me encontraba de baja de maternidad , y pregunté  "me puedo ir o me quedo?" y me respondieron  "No, tranquila, vete". Y en fin, estalla todo al primer día de llegar a Grecia, doy positivo por Covid-19 antes de que pase todo lo demás. Ha sido todo muy rápido, para mí la verdad que es cómo si hubieron pasado tres meses o tres años, pero no quería exagerar. Ha sido muy rápido y las decisiones en un momento en el que yo no me encontraba bien, porque también tenía a mi niño enfermo de Covid-19, era la primera vez que se ponía enfermo, y ahí tenemos que entender los miedos de una madre primeriza, y bueno, fue todo muy difícil sobretodo pensando también en Mónica y en cómo se había desarrollado todo y en la injusticia tan grande. Ha sido días muy agridulce, la verdad.

¿Cómo puedes compaginar un cargo de esta responsabilidad con una maternidad en que el niño te necesita más?

Por supuesto, mi niño todavía ni anda, y claro, no sería tan difícil compaginar la maternidad en este cargo si no fuera porque mi casa está a 200 kilómetros de Valencia, y mi pareja está a 200 kilómetros de Valencia. Tengo la suerte de tener dos padres que están dispuestos a ayudarme y también intentando encontrar un equilibrio en los horarios. Yo el día que hicimos el traspaso de cartera, lo dije en mi discurso, soy madre, soy mujer, soy joven, soy del sur, y no pienso renunciar a ninguna de las cuatro cosas, sobre todo a la primera. Al final los que sois padres y madres, sabéis que hay momentos en la crianza de tu hijo o hija que se te quedan grabados para toda la vida, y yo no quiero perderme esa niñez o la crianza de mi hijo.  No puedo renunciar porque yo lo que estoy propiciando desde mi área además, es la conselleria de la crianza, de los usos de los tiempos, de utilizarlos correctamente, de conciliar, y seria muy hipócrita de mi parte decir en un discurso que quiero que todo esto le pase a la ciudadanía menos a mí, pues no, evidentemente. Este cargo es de una intensidad que nadie se puede hacer imaginar lo que requiere, sobre todo ahora a diez meses del final y con el contexto que ha sido, pero, evidentemente, por encima de todo, siempre, está mi niño.

¿Con qué mensaje quieres acabar estos diez meses?  Aunque ha llegado por circunstancias muy agridulces, eres quizás la consellera más joven del Botànic.

No sé donde está el corte porque creo que Marzà también entró muy joven en su día, no sé si igual uno año o dos por arriba o abajo, pero yo lo afronto desde la responsabilidad de una persona joven que quiere hacerse valer. A veces lees "voces" que van por detrás que dicen "la marioneta de Oltra" pero, esto, lo que reflexa es una parte de la sociedad que continúa pensando que los jóvenes tenemos que estar constantemente tutelados, que no tenemos criterio propio, que no tenemos opinión porque no podemos tenerla por falta de experiencia. Yo siempre he afrontado, fui regidora al principio a mis 20 años, después Directora General a los 25, diputada con 28, portavoz adjunta. A mí no me ha dado nunca miedo la responsabilidad, pero al mismo tiempo me ha generado mucha responsabilidad a mí también, de ser seria, de ser prudente, de intentar adaptarme desde una perspectiva de un lugar importante del que mucha gente está pendiente de lo que haces y de tus decisiones, y lo he hecho siempre y continuaré haciéndolo. No creo que haya un lugar de la vicepresidencia o el de la presidencia, de cualquier cosa, ya no hablo solamente que el gobierno de Valencia sea una cuestión de persona mayor, creo que tenemos que romper ese estereotipo, lo tenemos que romper. No porque seas más mayor lo tienes que hacer mejor. Yo creo que hay momentos para todo, y evidentemente, la experiencia es un grado, pero la ilusión, la constancia y las ganas de aprender, también es otro y importante. Ya lo he dicho varías ocasiones, voy a intentar estar a la altura de la situación. Y sobre todo también para demostrar que la gente joven podemos tener cargos de responsabilidad. Esa es una de mis batallas vitales, y ahora voy a combatir de manera todavía mucho más fuerte. Es una de las cuestiones que tengo pendientes en estos diez meses, hay gente joven preparada que tiene posibilidades de estar en cargos de responsabilidad, da igual que sea en un gobierno o en una empresa privada.