4 consejos para emprender en 2021

Guardar

ordenador trabajo
ordenador trabajo

2020 ha sido un año complicado para todos, y mucha gente se ha visto en la calle o con puestos de trabajo poco gratificantes y necesitan algo nuevo. Hoy te daremos los primeros pasos a seguir cuando quieras emprender un negocio, aunque también necesitarás una asesoría para autónomos en Valencia que te ayude a poner todo el orden.

Queremos que leas y comprendas los próximos pasos y los pongas en práctica, así poco a poco irás dando forma a ese proyecto que te ronda la cabeza desde hace semanas. Irás descubriendo nuevas posibilidades, solventando problemas antes de que ocurran y cuando salgas al mercado tendrás una buena base sobre la que apoyarte.

Recuerda que, después de este análisis y antes de iniciar la actividad, tendrás que realizar tu alta de autónomos para generar beneficios. No le tengas miedo a todo lo que está por venir en 2021, y empieza a trabajar en cuanto termines de leer este artículo.

LOS PRIMEROS PASOS DE TU PROPIA EMPRESA

1. Piensa en un proyecto empresarial

Lo primero que debemos hacer, una vez tenemos la idea que nos ha inspirado, es poner a prueba algunas de las cuestiones que nos encontraremos al emprender. Sigue estas pocas líneas para arrojar un poco de luz a todo el proceso, que puede llegar a ser agotador cuando todo te sobrepasa. Empezamos por el mercado y tus potenciales clientes: ¿hay mucha competencia actualmente? ¿Es un nicho en crecimiento? ¿Un sector innovador? Y si hablamos ahora de la financiación, ¿tienes los recursos necesarios o tendrás que buscar financiación de terceros? ¿Hay subvenciones u otras medidas a las que puedas acogerte? Termina por investigar los aspectos administrativos de lo que será tu negocio: licencias, permisos, convenios de trabajo, impuestos… Cuando hayas terminado con todo esto, habrás descubierto una gran parte de la viabilidad de tu proyecto; y tendrás todas las herramientas para seguir adelante.

2. Realiza un análisis DAFO

Vamos con el segundo paso, que será hacer un análisis DAFO del posible negocio que montemos. En él escribiremos las Debilidades, Amenazas, Fortalezas y Oportunidades para conocer a fondo lo que tenemos entre manos. Será clave para definir la estrategia y la forma de trabajar de todo el equipo. Con las Debilidades y Fortalezas miraremos a nuestra propia empresa, haciendo un análisis interno de los aspectos positivos y negativos que encontremos en ella. Con las Amenazas y Oportunidades nos fijaremos en el exterior, como los competidores o el volumen de mercado. Cuando lo tengamos listo, podremos buscar cómo superar las debilidades, mantener a raya las amenazas, potenciar nuestras fortalezas y buscar las oportunidades que están ahí fuera.

3. Evalúa tus actitudes emprendedoras

Ya tenemos mucha información sobre lo que será nuestra compañía y su funcionalidad cuando eche a andar, pero también es importante tener claro que nosotros estamos preparados. En internet encontrarás multitud de cuestionarios y fórmulas para conocer un poco más sobre tu capacidad de emprender, tus habilidades y los posibles problemas que te encontrarás. Lo más habitual es que se dividan en siete apartados que debemos dominar y solventar poco a poco. Estos son Motivación, Iniciativa y energía personal, Perfil psicológico, Capacidad de relación, Capacidad de análisis, Innovación y creatividad; y Propensión al riesgo. Busca más de uno y comprueba cuáles son tus mayores problemas, te será más sencillo encontrarles solución. No te agobies desde el primer momento con estos apartados, pero no los dejes de lado. Recuerda que si quieres ser tu propio jefe, debes ser un verdadero jefe y cumplir positivamente con la mayoría de los apartados antes mencionados.

4. Pon en papel (o en digital) tu plan de negocio

Cuando hayas completado los tres pasos anteriores, el plan de negocio no es más que la continuación orgánica a todo lo que has hecho. Es plasmar en un documento lo que hemos ido viendo y recoger todas las impresiones posibles. El objetivo principal es estudiar todas las variables que puedan afectar al negocio, conocer toda la información posible y analizar la viabilidad del proyecto. Además, también será una estupenda carta de presentación si necesitas apoyo económico, colaboración de terceros o ayudas públicas. En este documento debemos, inicialmente, describir y analizar la oportunidad de negocio que queremos llevar a cabo. Al explorar las diferentes facetas económicas y técnicas, también identificarás los posibles problemas que solventar antes de arrancar la maquinaria. Por último, también te ayudará a desarrollar todas las estrategias para llevar a buen puerto el proyecto empresarial y definir los procesos de trabajo en toda la cadena de venta.

En este pequeño resumen hemos querido ofrecerte algunos primeros pasos para arrancar tu propio negocio en 2021. Tómate tu tiempo en analizarlo todo y en pasar por cada uno de ellos; pero recuerda que a caminar se aprende andando. No dejes de lado tu ilusión y tus ganas, aprende de tus erros y trata de evitar que se repitan en el futuro. Seguro que 2021 tiene reservado para ti una oportunidad, es el momento de ir a buscarla.

Destacats